28/4/16

Los psicólogos aconsejan no dejar de actuar tras sufrir "miedo escénico" [28-4-16]


Los psicólogos aconsejan no dejar de actuar tras sufrir "miedo escénico"

Tras sufrir un ataque de ansiedad o de pánico, la persona que lo ha padecido, como puede ser un cantante en el escenario, tiende a desarrollar miedo por lo mal que lo ha pasado, pero para combatirlo los psicólogos recomiendan pensar en positivo y volver a afrontar el actuar ante el público.
Así lo ha destacado a Efe el presidente de la Sociedad Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés (SEAS), Antonio Cano Vindel, quien ha asegurado que el "miedo escénico" tiene cura.

Preguntado por el caso de la cantante Pastora Soler, que ha dejado su carrera musical hasta que recupere la confianza tras interrumpir una actuación en Málaga por "miedo escénico", y por el de Joaquín Sabina, que anoche anticipó el final de su actuación por no encontrarse bien y él mismo decir que sufría "un Pastora Soler", Cano ha apuntado que lo importante es saber "manejar" la ansiedad.

El "miedo escénico" es una reacción de ansiedad que se da ante "una situación social, cuando alguien tiene que hablar o actuar ante un público", pero que, si se acompaña de miedo, puede pasar a ser "una reacción de pánico", ha explicado.

Antonio Cano ha advertido de que si evitamos volver a hablar en público o actuar lo que hacemos en realidad es dar "más importancia" a nuestro miedo.

En cambio, si somos capaces de afrontar ese miedo o angustia a través de información y de técnicas para manejarlo termina desapareciendo.

Sin embargo, ha reconocido que la persona que sufre una reacción de pánico tiene sensación de pérdida del control y lo define como la "situación más angustiosa de su vida"; algunos pueden llegar a pensar que están sufriendo un infarto, que se van a marear o que se están volviendo locos, ha añadido.

Tras padecer una situación así, "hay que pensar bien". "Tenemos que seguir afrontando el actuar ante el público y no coger miedo", ha resaltado.

Un ataque de ansiedad "se pasa en unos minutos generalmente", es como el nerviosismo antes de un examen, pero "más intenso", y, tras concluir, llega "la calma y uno se queda más tranquilo".

Catedrático de Psicología de la Universidad Complutense de Madrid, Cano ha detallado que hay factores que influyen a la hora de sufrir ansiedad o pánico, como son fumar, tomar drogas o el estrés, y que está demostrado que las mujeres, quizá por un tema hormonal, lo padecen casi el doble que los hombres.

Ha insistido en que estas patologías -pueden darse desde la adolescencia- "sí tienen cura" si se sigue un tratamiento, pero ha advertido de que más de la mitad de las personas que toman tranquilizantes o psicofármacos desde hace años no resuelven el problema.

Cano apuesta por un tratamiento de tipo psicológico, cognitivo y conductual y, sobre todo, por que la persona asuma que se tienen reacciones emocionales de ansiedad igual que si se enfadan, se alegran o se ponen tristes.

"No hay que pensar que tener una reacción de ansiedad es una debilidad, ya que si se conocen los síntomas y no se magnifican se reduce y la propia ansiedad será una ayuda a la hora de concentrarse en la tarea a realizar", ha concluido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario